Cibersexo, Chat con Webcam

El cibersexo, como muchos ya sabrán, se trata de que dos personas compartan sexo a través de la red informática, mediante mensajes eróticos y sensuales. Es un juego que para muchos crea adicción, en el cual los que participan fingen o no estar manteniendo relaciones sexuales utilizando como medio el ordenador.

¿En qué consiste?

Los participantes de los chat con webcam mantienen encuentros sexuales mediante imágenes y dejando volar su imaginación. La popularidad de este tipo de encuentros ha ido en aumento y cada vez son más las parejas o bien los desconocidos que se suman a la práctica de este tipo de encuentros sexuales mediante cámara web o mensajes instantáneos.

El cibersexo o también llamado sexo virtual, es una forma de mantener relaciones íntimas sin tener que haber contacto físico con la otra persona y con tan solo un ordenador, una webcam y en algunos casos, un micrófono, se pueden satisfacer cierto tipo de fantasías que tanto hombres como mujeres tienen y que ahora están al alcance de todos.

Son varios los tipos de personas que se pueden encontrar en un chat de cibersexo:

  • La persona que no tiene pareja y que desea tener encuentros sexuales con desconocidos o amigos sean virtuales o no.
  • El hombre o la mujer casada e insatisfecha que busca en estos encuentros una forma de satisfacer sus propias necesidades con lo que llamaríamos “ciberamantes”.
  • Hombres y mujeres que proponen este tipo de servicio como forma de trabajo.
  • Parejas que se encuentran separadas.

Aspectos positivos y negativos

Como en todo método, existen sus ventajas e inconvenientes, entre las que podemos destacar:

  • Ventajas: Es una buena opción para personas tímidas e introvertidas que no son capaces de sociabilizarse y mucho menos de encontrar pareja. No está demás decir, que es sexo seguro, sin embarazos ni enfermedades de transmisión sexual. Una forma divertida de mantener relaciones con desconocidos.
  • Inconvenientes: Dentro de los puntos en contra, a parte de arriesgarse a poder ser pillado por la pareja en caso de tener un ciberamante, también se puede caer en el riesgo de ser engañado y que ciertas imágenes sean luego utilizadas para fines nada correctos.

El amor es libre y el sexo, por supuesto también, aunque hay que ser precavidos a la hora de entrar en contacto con personas desconocidas, un poco de charla antes del sexo sería recomendable.

Desirée R.A.

Más temas interesantes

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.